Dia 6 Flexible Friday – Viajando a Riviera Maya

Maletas, bebé, carreola, playa, pirámides, bebé, pañalera, juguetes, bebé… 😦 pareciera que definitivamente son cosas que no combinan. Sin embargo, este viaje no hubiera sido tan placentero para mi y mi bebé, de no haber llevado mi “fular”. Lo digo sinceramente, en la playa, restaurantes, caminatas, pirámides, paseos, noche, día, sol, frío, etc;  si no hubiera sido porque acababa de aprender algunos amarres es que tal vez me hubiera quedado encerrada en el hotel para evitar incomodidades, pero no fue así ya que al portearlo fue más fácil hacer todas las actividades que pudimos (claro con sus respectivos limitantes que suceden por viajar con hijos), pero sobre todo amamantarlo y protegerlo de las inclemencias del clima de manera cómoda y segura.

ViajarFular

Puedes ver cómo disfruté mi viaje en el siguiente post ¡Viajando con bebé toda una aventura!

Planeando mi primer Baby Shower

Captura de pantalla 2014-07-16 a la(s) 14.40.55

Los baby Showers suelen ser un gran evento para las mamás, sobre todo cuando es el primer hijo y más aún cuando es el primer nieto. Normalmente esto lleva a que la atención gire alrededor de la futura mamá y se organice una fiesta especial para darle la bienvenida al nuevo miembro de la familia.

Si eres una mami quisquillosa como yo y quieres que quede perfecto, te haz de preguntar qué es lo que debes tener en cuenta previo al baby shower, aquí una pequeña lista de lo que no hay que olvidar.

  1. Lo primero, lo primero es determinar con cuánto dinero dispondrás o quienes te podrán ayudar en algunas compras, una vez que sepas tu presupuesto todo será más fácil porque sabrás exactamente para qué te alcanza. Más o menos para un evento temático, sencillo pero hermoso y organizado por ti, tendrás que invertir unos $5,000 pesos (unos USD$500) eso sí sin incluir renta del lugar.
  2. Después elige a las personas correctas que te pueden ayudar ese día, la fecha del evento y el lugar. Incluso puedes contratar a un especialista en eventos de baby shower, esto dependerá de tu presupuesto y tiempo; muchas veces es muy recomendable porque así sólo eliges lo que quieres y ella se encargará de todo. El tiempo previo al día del evento es mínimo un mes y dependerá del lugar donde lleves a cabo la reunión: jardín, casa o salón, sobre todo de cuantas semanas de embarazo lleves. Te recomiendo que tu baby shower sea iniciando tu tercer trimestre para que ya se te vea la pancita pero también para que no te sientas tan agotada.
  3. Ahora si ya teniendo el dinero y las personas adecuadas lo que sigue es elegir el tema, es decir,  si quieres que sea por ejemplo de conejitos, de animales de la selva, ositos, o el clásico de cigüeñas por todos lados (principalmente si ya sabes qué va a hacer si niña o niño). Debes considerar desde las invitaciones, decoración, regalos y recuerdos para que sean homogéneo.
  4. Después sigue establecer la lista de invitados y el menú. Puede ser desde una parrillada o un platillo sencillo. Depende de las personas, el lugar y la temporada en que la lleves a cabo.
  5. Una vez teniendo lo anterior decide lo que vas a hacer durante el evento principalmente: la lista de juegos,  qué te gustaría llevar a cabo y su logística. Dependerá sobre todo de a quienes hayas invitado, si va a hacer un baby shower mixto, o sólo de mujeres, de amigos o sólo de familia. Haz una lista con los juegos y la logística, así como lo qué necesitas para llevarlos a cabo y lo que se regalará en ellos.
  6. Haz un plan maestro donde incluyas tu lista de invitados, lista de compras y lista de juegos, verás que así estarás más preparada para ese gran día.

Yo cómo lo organicé…

Mi primer baby shower, pues como era la primera hija y nieta de la familia no sólo tuve un baby shower sino que tuve 3. El primero lo organizaron mis mejores amigas y los invitados fueron puros compañeros y amigos; el segundo lo organizó mi mamá con amigos de la familia; y el tercero lo organizamos entre mi mamá y yo pero fue pura familia cercana. Así que realmente yo organicé mi tercer baby shower y ahora sí planee tooooodo como lo quería ya que yo deseaba que todo fuera con pollitos y amarillo porque aún no sabía si iba a ser niña o niño. Los tres me encantaron sobre todo los primeros porque a mí sólo me tocaba llegar y disfrutar, y el tercero me gustó porque lo hice a mi manera.

Captura de pantalla 2014-07-16 a la(s) 14.19.25Ya con mi segundo embarazo tuve dos baby shower pero ahora lo organizó mi mamá que incluso ella ahora se dedica a eso a decoración de eventos, y como una vez más decidí que fuera sorpresa el sexo de mi bebé, así que igual todo fue amarillo y de pollitos. De las cosas curiosas que hice fue mandar hacer unos cupcakes y popcakes de pollitos; la decoración e invitaciones fueron amarillas y con pollos.

Dentro de los juegos como no se sabía el sexo del bebé incluí varias dinámicas donde la idea era que las invitadas dieran su pronóstico sobre si iba a ser niño o niña. Es divertido generar esa incertidumbre entre los invitados, lo ves hasta en los regalos de cómo cada quién tiene su corazonada.

Lo más importante es que si vas a organizar tu baby shower sea lo menos agobiante posible para ti porque no es lo mismo planear una fiesta estando embarazada. Apóyate siempre de personas que sabes que no te van a quedar mal, date tu tiempo y planearlo siempre será tu mejor inversión en tiempo y dinero.

¡Así que manos a la obra… y mucha suerte!

 

NAA

Para todos nuestros seguidores  Si pronto será tu baby shower y aún no sabes cómo y desean que se les elaboré su plan maestro de tu baby shower mándanos un correo a maternidadnatural.mex@gmail.com y al primer correo que nos diga “Maternidad Natural quiero mi plan maestro para mi baby shower” nuestros amigos de “Creaciones que Valen” se los elaborará completamente gratis.

Si vives en México te recomendamos las siguientes páginas:

Con Deliposh llévate un dulce recuerdo…

 

deliposh

 

Creaciones que ValenCaptura de pantalla 2014-07-16 a la(s) 14.43.50

 

 

Lactancia a Distancia

Se acaba la cuarentena y la fecha de regreso al trabajo está cada vez más cerca ¿Cómo le voy a hacer para seguir dándole pecho a mi bebé?

Esta es una de las situaciones más comunes a las que las mujeres nos enfrentamos cuando tenemos que dejar a nuestros hijos por regresar al trabajo. Nadie dice que debes de abandonar tu trabajo pero tampoco creas que es  imposible regresar al trabajo y seguir lactando a tu  bebé.

La leche materna tiene tantos beneficios como para ti como para el bebé:

  • La leche materna es dinámica, es cierto ninguna leche humana es igual en composición ya que depende de múltiples factores como el clima, la alimentación e hidratación de cada mamá y hasta su estado de salud actual e histórico. Es decir, la leche materna se transforma según lo que día a día la mamá coma o beba, con todos los nutrientes para el bebé;  cómo esté el clima soleado o frío tenderá a proporcionar más líquido o grasa; y claro las defensas que a lo largo de su vida haya producido la mamá se transferirán por la leche al bebé otorgándole así un “kit natural” de vacunas al bebé. ¡A poco no es mágica!. Desde mi punto de vista con esto debería bastar para que todas las mamás optaran por la lactancia, pero la leche materna es aún más.
  • Siempre está lista para comer y a la temperatura ideal para el bebé
  • Ayuda a la recuperación postparto ya que hace que la matriz recupere con mayor velocidad su tamaño. Así como por la secreción de la hormona de prolactina ayuda a evitar la depresión postparto en la madre.
  • Crea el vínculo afectivo de mamá e hijo con mayor fuerza
  • También ayuda a mantener la figura de la mamá y a recuperar su peso con mayor rapidez.

 

Pero entonces ¿cómo le hacemos si tenemos que regresar al trabajo?

Es importante entender que entre más leche se saque es como se mantendrá la producción de leche, por lo que para que se siga produciendo una buena cantidad desde el principio se debe amamantar y dejar que el bebé succione naturalmente. Una vez que la lactancia esté bien establecida ya sin problemas, entonces si es hora de empezar a sacarse la leche y se puede ir guardando para las reservas de cuando haya que regresar al trabajo.

Tips que debes tomar en cuenta:

  • La leche materna se debe congelar una vez que se saca y dura hasta 3 meses, sólo se puede descongelar una vez y la que sobre se tira.
  • El mejor sacaleche es con tu propia mano como si te ordeñaras literalmente (según mi experiencia, eso si con los cuidados de higiene) pero si no el manual por el control que se tiene y además que cuando lo lleves al trabajo no se requerirá de un lugar con enchufes cerca.
  • Lo mejor es establecer una rutina de horarios en el trabajo, en México por ley tenemos derecho a tres espacios de 1 hora para poder amamantar a nuestros hijos, pero por las distancias esto puede ser complicado en el ir y venir al lugar donde está el bebé. Así que la opción es sacarse la leche en los tiempos otorgados.
  • Es bueno hablar con el jefe o el de recursos humanos para que sepan como vas a llevar a acabo la lactancia y pedir lo que se necesite para que puedas llevarlo a cabo en el centro de trabajo, es mejor hablar claro desde el principio. Eso si es muy importante que haya refrigerador para que la puedas guardar.
  • Por último ya que estas en casa lo grandioso será que tu bebé te verá y querrá que le des pecho, este momento se volverá emotivo y te permitirá aminorar la culpa de que no estés todo el día, no es que la debas sentir pero es lo que normalmente le pasa a todas las mujeres. Además con la succión natural ayudarás a que se mantenga la producción de leche.

La liga de la leche y la Organización Mundial de la Salud recomiendan que la lactancia se prolongue el mayor tiempo posible y que por lo menos los primeros seis meses sea la alimentación con leche exclusivamente.

Aquí te dejamos en link de un hermoso libro que la Liga de la Leche proporciona de manera gratuita y que habla precisamente del testimonio de muchas mujeres que trabajan y lactan a distancia.

Libro Las Hijas de Hirkani

las-hijas-de-hirkani

NAA